Nueve bodas de película

Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.
Love Actually/ Foto Alamy Stock

Love Actually/ Foto Alamy Stock

Está claro que el cine nos ha dejado grandes bodas que todos recordaremos por mucho que pasen los años. Comedias románticas, grandes obras maestras o incluso dramas han tenido bodas que han pasado a ser recordadas como bodazas. Para recordar alguno de esos momentazos cinematográficos os dejo nueve bodas de película que nos seguirán enamorando pase lo que pase:

JULIET Y PETER EN LOVE ACTUALLY: 

Para mí, la boda entre bodas de las películas contemporáneas. Y aunque es innegable que a todos nos llena de ternura la escena de los carteles, la boda no se queda atrás. Porque a parte del momentazo sorpresa con ese All you need is love en directo, nos deja también una de las novias más memorables del cine. Juliet, interpretada por Keira Knightley, lleva un vestido creado por la diseñadora de vestuario de Love Actually, Joanna Johnston. Un traje que en realidad es un dos piezas, con un top que deja el ombligo al aire y una falda a capas en tonos rosas. Pero sin lugar a dudas, el protagonista del look  es ese abrigo semitransparente rematado con plumas.  Tal vez sea cierto eso de que el amor, en realidad, está en todas partes.

Love Actually/ Foto Alamy Stock

Love Actually/ Foto Alamy Stock

ANNA SCOTT Y WILLIAM THACKER EN NOTTING HILL:

Anna Scott es una aclamada estrella de Hollywood y William Thacker tiene una librería en Notting Hill. Creo que todos sabemos como acaba la historia, pero no por ello deja de ser una de esas películas que nos encanta ver año tras año. No sin unas cuantas idas y venidas, lo ciertos es que esta pareja se ha ganado formar parte del imaginario cinematográfico bodil por méritos propios. Desde que empieza la película todos queremos que acaben juntos, y ellos (aunque a veces no lo parezca) también. Por ello, esta boda entre Julia Roberts y Hugh Grant merece por méritos propios estar en el top de bodas de cine.

Notting Hill/ Imagen de la película

Notting Hill/ Imagen de la película

CARRIE BRADSHAW Y MR. BIG EN SEXO EN NY:

En el momento en el que se menciona la mezcla de vestido de novia, boda y película a todos se nos enciende algo en la cabeza que grita ¡Carrie Bradshaw! Evidentemente, no podían faltar ellos. La eterna pareja neoyorquina que temporada tras temporada estuvieron como el perro y el gato, hasta que acabaron en boda, convirtiéndose en los abanderados de esas relaciones que aunque parezca siempre que no… acaban siendo un sí. Por encima de influencers, de it girls, está ella. El (fallido) vestido de Vivienne Westwood con el que finalmente no se dio el sí quiero con Big se ha convertido en uno de los más icónicos de la historia del cine. Tengo que decir que particularmente soy más fan del traje con el que finalmente se dio el sí quiero en el ayuntamiento. ¿Vosotros con cuál os quedáis?

Sexo en Nueva York/ Foto vía HBO

Sexo en Nueva York/ Foto vía HBO

JO STOCKTON Y DICK AVERY EN UNA CARA CON ÁNGEL:

La historia de amor entre Jo Stockton Dick Avery pasa por ser una de las más míticas del cine. Él es un frío y superficial fotógrafo de moda y ella es una culta e intelectual trabajadora de una librería, enamorada de París y de la filosofía. Una historia que no culmina en boda pero sí que lo hace con uno de los vestidos más aclamados de todos los tiempos. Lo firma Givenchy, y es muy similar al que la actriz elegiría para su boda con Mel Ferrer.

Una Cara con Ángel/ Imagen de la película

Una Cara con Ángel/ Imagen de la película

MARÍA Y EL CAPITÁN VON TRAPP EN SONRISAS Y LÁGRIMAS: 

The Sound of Music (más conocida como Sonrisas y Lágrimas) es sin duda una de las películas musicales que más han marcado la historia cinematográfica. Protagonizada por Julie Andrews y Christopher Plummer, nos cuenta la historia de una novicia llamada María que es enviada como institutriz para los siete hijos del viudo Georg von Trapp (a punto de casarse con la baronesa Elsa Schroeder). Una historia llena de ternura que, como no podía ser de otra manera, acaba en boda. Cabe destacar que la figurinista Dorothy Jeakins consiguió una nominación al Oscar por el vestuario de la película, en el que destaca el sobrio vestido de novia de inspiración medieval de la hermana María.

Sonrisas y Lágrimas/ Imagen de la película

Sonrisas y Lágrimas/ Imagen de la película

BRIDGET JONES Y MARK DARCY EN BRIDGET JONES’ BABY:

La boda en sí es un despropósito. El vestido deja mucho que desear, por no hablar de la torerita que remata el look. Pero es que ellos son de esas parejas que nos hacen creer en el amor verdadero.  Se sitúan en un plano totalmente opuesto a Carrie y Big, y tal vez por eso es tan difícil no enamorarse hasta las trancas de ellos. Él, tan estirado, ella tan… tan ella. Es imposible no meter su boda como una de las más esperadas del cine, porque parejas como ellos nos siguen arrancando una sonrisa y nos hacen seguir defendiendo los finales felices.

Bridget Jones/ Imagen de la película

Bridget Jones/ Imagen de la película

CONNIE CORLEONE Y CARLO RIZZI EN EL PADRINO:

Otra de las grandes bodas del cine, que unió a Connie Corleone con Carlo Rizzi. Connie, por todos conocida, era la hija del mismísimo Don Vito Corleone, cabeza de la familia Corleone, una de las cinco familias que ejercían el mando de la Cosa Nostra en la ciudad de Nueva York. Una historia con muchas sombras y alguna luz, en la que el amor no es lo que prima. Pero hay que decir que, eso sí, nos dejó una gran boda italiana, ¡con Marlon Brando como padrino!

El Padrino/ Foto Cordon Press

El Padrino/ Foto Cordon Press

MAGGIE CARPENTER E IKE GRAHAM EN NOVIA A LA FUGA: 

La novia de América vuelve a vestirse de novia, y esta vez lo hace unas cuantas veces. Una alérgica a pasar por el altar (dejando plantado nada más y nada menos que a cuatro hombres) acaba con el periodista que está escribiendo un artículo sobre ella. Una de esas historias que nos demuestran que, si el amor es de verdad, puede con todo. Además, hay que reconocer que nos encanta ver juntos a Julia Roberts y Richard Gere, pasen los años que pasen.

Novia a la Fuga/ Imagen de la película

Novia a la Fuga/ Imagen de la película

BELLA Y EDWARD DE CREPÚSCULO:

La típica historia de vampiro conoce a chica. El caso es que esta pareja acaba pasando por el altar dando lugar a una boda híbrida de lo más comentada. Puede gustaros más o menos la saga, pero lo que es digno de mención es sin duda el vestuario de la boda. Un vestido de Carolina Herrera y unos Manolo Blahnik para uno de los papeles más recordados de Kristen Stewart.

Crepúsculo/ Foto Summit Entertaiment

Crepúsculo/ Foto Summit Entertaiment

Y vosotros, ¿con cuál os quedáis?

Un besote,

Rodolfo Mcartney.

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Soy un apasionado de la comunicación, la moda, las bodas, los animales, la tecnología, las gafas, los relojes y la cocina. Mi compañera inseparable en este viaje es Lupe una chihuahua que llegó a mi vida de casualidad desde Granada en el 2014. Tengo una agencia que comunicación y eventos. Si necesitas ayuda en tu empresa, pregúntame. Será todo un honor poder apoyar tu estrategia. ¿Nos tomamos un café? Madrid, España

Be first to comment